Una de las enfermedades perrunas más tristemente conocidas en los últimos años es la leshmaniosis, una infección transmitida por un mosquito llamado flebotomo y que se ha detectado en todos los continentes exceptuando Australia. Para luchar contra este tipo de dolencia es necesario usar antiparasitarios con una acción específica contra los mosquitos.

La leshmaniosis, un riesgo para nuestras mascotas

La leshmaniosis es una enfermedad que se da tanto en animales como en personas y que es transmitida por un protozoo microscópico que parasita los flebotomos. Aunque en humanos suele darse sólo en áreas muy depauperadas, como África, es bastante frecuente en animales domésticos, especialmente en perros. Dado que la transmite un insecto, es más frecuente durante los meses estivales.

En España las áreas más afectadas por la enfermedad son el litoral mediterráneo, Castilla y Aragón, aunque se han detectado casos en todas las Comunidades Autónomas.

Afecta a todo tipo de perros, aunque algunas razas muestran una tendencia mayor a desarrollar la enfermedad.

Los principales síntomas de la enfermedad son:

  • Pérdida de pelo, especialmente alrededor de boca, ojos y oídos.
  • Pérdida de peso, a pesar de que el animal no pierde el hambre y sigue comiendo con normalidad.
  • Dificultades en la movilidad, que varían entre unos perros y otros y aumentan al avanzar la enfermedad.
  • Dermatitis, con aparición de pequeñas heridas, en especial en las zonas que están frecuentemente en contacto con el suelo.
  • Descamación del hocico y las almohadillas plantares.
  • Crecimiento excesivo de las uñas, que se vuelven frágiles.
  • Conjuntivitis.
  • Alteraciones renales, más frecuentes en estadios avanzados de la enfermedad.

Estos síntomas no son exclusivos de la leshmaniosis, así que es necesario llevar al perro al veterinario de clínicas Veterpet para que sea éste el que confirme si corresponden a un cuadro de leshmaniosis o a otras causas.  Esto debe hacerse inmediatamente después de observar los síntomas, ya que la leshmaniosis es altamente mortal si no se trata adecuadamente.

Para cualquier duda, puedes ponerte en contacto con nosotros o llamar a nuestro número de urgencias: 635 43 27 87.