Causas del cambio de color en los ojos de los perros

Que los ojos de nuestro perro adquieran un tono rojizo, azulado o blanquecino puede ser indicador de un trastorno de salud mayor, por lo que debe ponernos en alerta.

A continuación, repasaremos los principales problemas oftalmológicos que pueden indicarnos coloraciones anómalas en los ojos de los perros:

Ojos azulados en perros

Cuando los perros presentan un tono grisáceo o azulado en sus ojos suele ser indicativos de inflamaciones severas o enfermedades oculares degenerativas, estas son las más comunes:

Cataratas

Si bien es cierto que las cataratas suelen aparecer por el envejecimiento del animal, también pueden surgir por otros factores como pueden ser:

Golpes y heridas
Diabetes
Inflamación severa

Glaucoma

El glaucoma afecta al nervio óptico, dañándolo progresivamente. En sus fases más avanzadas puede ser muy doloroso.

Degeneración del cristalino

Se trata de un problema que suele estar asociado a la edad y que a simple vista puede confundirse con cataratas. También conocida como esclerosis nuclear, consiste en la progresiva degeneración del cristalino.

Inflamación aguda o crónica del iris

Por su parte, la iridociclitis es una inflamación crónica o aguda del iris. Sus principales síntomas son pérdida de visión, dolor y gran sensibilidad a la luz.

Ojos rojos en canes

Es cierto que el enrojecimiento de los ojos puede venir dado por una pequeña irritación pero también puede ser indicativo de trastornos, inflamaciones u enfermedades de mayor gravedad:

Hemorragias

Si tu perro ha sufrido un golpe y observas que sus ojos se han tornado rojos debes acudir cuanto antes al veterinario pues estaría padeciendo una hemorragia y será vital que un especialista valore el daño.

Conjuntivitis

Consiste en la inflamación y enrojecimiento de la membrana conjuntiva del ojo del perro y puede haber sido provocada por factores muy diversos: sequedad ocular, alergias, virus y/o bacterias…

Existen determinadas razas de perros que son propensas a padecer problemas de conjuntivitis. Por ejemplo los Cockers o los Chow Chow son algunos de los perros con mayor tasa de conjuntivitis.

Inflamaciones y Heridas corneales

Si tu perro tiene el ojo enrojecido, lagrimeo y se muestra dolorido y con sensibilidad excesiva a la luz, es probable que padezca queratitis o, incluso, úlceras en la córnea.

Es importante que acudas cuanto antes al veterinario para que le prescriba el tratamiento más adecuado o proceda a una cirugía si fuera necesario.

Ojos blanquecinos en perros

Existen casos en las que las cataratas o el glaucoma pueden producir un tono blanquecino en los ojos de los perros pero lo más habitual es que, si tu perro tiene este ‘telillo blanco’ en sus ojos, esté padeciendo paresia en el párpado o queratitis ulcerativa.

Paresia palpebral

Comúnmente conocido como ‘ojo de cereza’, la paresia en el párpado se da cuando el tercer párpado de los perros sufre debilidad y provoca un prolapso de la glándula nictitante.

Inflamación ulcerativa de la córnea

Este tipo de queratitis es muy dolorosa por lo que es fundamental que los perros que la padecen sean tratados cuanto antes por especialistas veterinarios.

¿Has detectado un cambio en la coloración de uno o ambos ojos de tu perro? Como te comentábamos al inicio del artículo, puede ser indicadora de problemas serios por lo que no pospongas la visita al veterinario. ¡Si lo necesitas, puedes solicitar cita para tu mascota en tu Clínica Veterpet más cercana! Además, recuerda que nuestra clínica de Guardamar del Segura está abierta las 24 horas para urgencias.

5/5 - (1 voto)